martes, 16 de agosto de 2011

Rock sinfónico progresivo.

.
Rock sinfónico progresivo.
El Rock progresivo es un concepto difícil de definir y no sin polémica.
Es una corriente musical que nació a finales de los sesenta y que tuvo su época de gloria a lo largo de los años setenta. A principios de los ochenta aún tenía gran importancia, en cuanto a seguimiento social; pero las caras relevantes que presentaba, eran en su mayoría de bandas de comenzaron en la época dorada, los años setenta.
Surge como una evolución del rock, había quizás cierto hastío, tedio con lo que hasta entonces se había hecho.
El rock progresivo supone sin duda un salto cualitativo en el producto, suponía una evolución clara hacía la calidad musical, huyendo de la simplicidad del rock tradicional, pero por hastío más que por cualquier otro tipo de cuestiones. De hecho los músicos de este tipo de bandas suelen ser virtuosos, y en muchos caso multiinstrumentistas y de formación académica.
El Rock progresivo supone una evolución clara y decidida hacia la fusión sin límites; así, cae el típico formato de la canción o tema típico de entre dos y tres minutos; llegamos a la proliferación de los temas largos con estructura sinfónica en varios movimientos, fácilmente apreciables por los cambios rítmicos; se introducen todo tipo de instrumentos; todo valía; pero quizás lo más sintomático fue la aparición de los teclados de todo tipo, Mellotrón, órgano Hammond, los mini-Moog etc, y en lo puramente musical, se fusiona el rock con la música clásica, electrónica, jazz, folk..
Aparecían los discos conceptuales, temas largos que llegaban a ocupar toda una cara o incluso todo un disco; era una música caracterizada por la abundancia de descargas eléctricas, hermosas y finas cortinas de teclados o espectaculares riffs de guitarras.
Dada la dificultad para definir la música progresiva siempre se recurre al socorrido uso de poner ejemplos, para que se entienda o se consiga hacer a otra persona una composición de idea de lo que es; así se acostumbra a poner como ejemplos típicos de música progresiva a bandas como Yes, Génesis, aunque en este caso somos algunos los que pensamos que salvando el “The Lamb Lies Down on Broadway”, el resto es de cuando menos de dudosa progresividad; Emerson Lake & Palmer, Pink Floyd, Jethro Tull, KC, etc.
Obviamente con esto no se soluciona gran cosa si tenemos en cuenta el grado de desconocimiento que existe sobre estas grandes bandas.
En la actualidad la música progresiva está de capa caída, a pesar de quienes dicen que vuelve a estar de moda; gracias que quienes hacen música progresiva no lo hacen por dinero si no….
Este estilo musical ha dado las más grandes bandas de música de todos los tiempos en cuanto a calidad musical y artística. Bandas como Pink Floyd, muy probablemente la mejor de todos los tiempos, Jethro Tull, Yes, Premiata Forneria Marconi, Banco del Mutuo Soccorso, Emerson Lake & Palmer, VDGG, KC, Focus, Camel, Caravan, Gentle Giant, Supertramp y una larga lista, donde también hay grandes olvidados como Fruup, banda irlandesa con sólo cuatro trabajos editados, cuatro obras maestras, entre las que personalmente destaco Future Legends; Beggars Opera, Atomic Rooster…
Finalmente hemos de hablar de la actualidad en lo que a bandas se refiere; el panorama no es alentador, si descontamos las bandas antiguas que siguen en el candelero, pero aún hay unos cuantos nombres muy a tener en cuenta:
Porcupine Tree, es una de las bandas con más adeptos, buena banda, pero personalmente entiendo que no para los cohetes que se han tirado, destacan dos de sus discos Deadwing e In absentia.
Mis predilectas: Alter Crying, banda de Hungria, músicos en activo de la sinfónica de Bruselas, muy recomendables sus disco Show y The profundis.
Wobbler, banda noruega que editó su primer trabajo en 2005 Hinterland obra maestra, y recientemente ha publicado su segunda obra Affetglow, disco también impresionante.
Anglagard, también banda nórdica de Suecia y de escuela, tres discos a destacar Hybris de 1992, Epilog del 94 y Buried Alive de 1996.
Finalmente señalar que los grandes problemas a los que se enfrenta este tipo música en la actualidad son varios; principalmente falta de apoyo de las discográfica que prefieren lógicamente basura perecedera y comercial, y el prog es justamente lo opuesto; el desconocimiento y la dificultad de acceso; decir por ejemplo que de las bandas que he citado excluyendo a Porcupine, relativamente fácil de encontrar sus discos, los restantes mencionados, difícilmente lo encontrareis en tiendas de disco que no sean especializadas, y de éstas hay muy pocas; el último gran problema que encuentro, es que, si bien hoy se encuentran con relativa facilidad grandes instrumentistas; cada vez con ejecución más rápida y con mejor técnica; en cambio falta talento creativo; no son capaces de crear cosa bellas, de esas que al oírla llegan al alma.
En otra ocasión si existe interés de alguien podríamos abordar la música progresiva en España; con sus dos grandes escuelas: El rock andaluz y El rock laietano en Cataluña.
Saludos Progresivos
Rafael Rodríguez